TORERO Y LIGON

31 08 2004

Ya se que a algunos de los que van a leer esto, no les gusta mucho el mundo de los toros. Pero para mí, que no soy una aficionada, por su estética me llama mucho la atención. Esto es una poesía pelín satiríca que hice un día

Paco el mataor saludó a su público y cuando su mirada llegó a la segunda grada la vió….

Una belleza rubia le sonrió y Paco se emborrachó.

Tiró la montera hacia ella y sin casi levantarse de su asiento,

la rubia la recogió.

Valiente y chulo se volvió hacia el morlaco, que le esperaba con los ojos llenos de furor.

Un pase……¡¡olé¡¡

otro pase….¡¡olé¡¡

Una verónica, una manoletina, un pase de pecho…..¡¡el delirio¡¡¡ El público puesto en pie ovaciona al matador.

Se dispone a matar, coloca al toro y mira a la rubia, le sonrí y el toro…….

Le llevan a la enfermería, echando sangre, tanta como jugo tiene la sandía.

Le cosen, le recosen, y “el Curro” se salva.

REposa en el hospital, pensando en la rubia y en el maldito animal.

Se abre la puerta de la habitación y la rubia entra con su padre y un mocetón.

Te devuelvo la montera, que mi novio es muy celoso y se mosqua.

¡Ay Paco¡ por ligar casi te vas a otro lugar….

Y es que ya lo dice la afición, el torero al toro y el ligar para otra ocasión.

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: