El porqué de los dichos

18 02 2006

Al que madruga, Dios le ayuda

No aparece este refrán en los refraneros antiguos. Correas, en su Vocabulario, incluye el de

A quien madruga y vela, todo se revela.

El refrán que comentamos suele alargarse en esta fórmula dialogada:

Al que madruga, Dios le ayuda. Uno que madrugó un duro se encontró.
Más madrugó el que lo perdió.

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: